¿Desea Reducir Las Arrugas Del Rostro? Bastara Con Utilizar Un Huevo Y Un Trozo De Papel

¿Tienes arrugas y desea removerlas? Entonces puede probar preparando una mascarilla casera a base de un ingrediente al que todos tenemos acceso, puesto a que es muy económico y lo podemos conseguir en todas las tiendas donde vendan alimentos con un precio bastante asequible.

El ingrediente clave del cual hablamos es el huevo. Ciertamente, el huevo posee un sinnúmero de propiedades beneficiosas para nuestra salud. Por tanto, es recomendable ingerirlo con regularidad, pero no en exceso porque puede aumentarnos el nivel de colesterol por encima de sus niveles normal.

Sin embargo, algo que pocos desconocen del huevo es que gracias a sus propiedades es bastante eficiente para el cuidado de la piel del cutis. Con solo prepararnos una mascarilla de huevo y aplicarla en el rostro podemos rejuvenecer nuestra piel de manera eficiente.

No obstante, si usted desconoce cómo preparar la mascarilla de huevo para combatir las arrugas y obtener otros beneficios para la piel, le motivo a que continúe con nosotros, ya que a continuación le mostraremos como elaborar y como aplicarla para obtener buenos resultados.

Con solo aplicar la mascarilla de huevo podemos reducir las arrugas y lucir un rostro más joven

¿Que necesito?1 Rollo Papel.
2 Recipientes
1 Huevo

Procedimiento:

Lo primero que debes hacer es colocar el huevo en un recipiente y separar la clara de la yema, vamos a colocar la clara en un recipiente y la yema en otro recipiente aparte. Acto seguido, procedemos a batirlo por separados para ello podemos utilizar un tenedor o una máquina para batir. Una vez esté bien batido lo podemos aplicar en el rostro.

Modo de uso:
Antes de aplicar debemos asegurarnos de que nuestro rostro este completamente limpio y libre de maquillaje. Acto seguido, aplicamos la clara de huevo batida en nuestro rostro, luego colocamos un trozo de papel. Espera que actúe durante 30 minutos. Pasado el tiempo de espera removemos el papel y enjuagamos el rostro con un poco de agua tibia.

Cuando hayamos secado el rostro, aplicamos la mascarilla con la yema de huevo y dejamos actuar durante 10 minutos. Pasado el tiempo de espera, enjuagaos con abundante agua. Esto ayudara a combatir las arrugas y hará que nuestro rostro luzca más hermoso.

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.